feng shui habitacion infantil

Artículo para Guía Infantil.

¿Sabes que es el Feng Shui? Es un arte ancestral chino dedicado a percibir y modificar la “energía vital” que nos rodea para conseguir una total armonía. Los colores y materiales usados, así como la distribución del mobiliario influyen notablemente en el equilibrio y aporte de energía positiva. Hoy en día está de actualidad así que vamos con unas sencillas pautas de Feng Shui para una habitación infantil.

COLOR

feng shui habitacion infantil

La habitación debe proporcionar sensación de seguridad, confort  y ser muy acogedora para el bebé. Los colores que el feng shui recomienda para una habitación infantil deben de ser colores neutros. En las paredes y el mobiliario recomienda como colores más adecuados son tonos piedra claritos, el blanco roto, lino, beige… Si eres amante de los colores brillantes ten en cuenta que a pesar de ser muy atractivos el feng shui los considera demasiado estimulantes para el bebé.

MATERIALES

feng shui para habitaciones infantiles 9Vamos a difernciar el mobiliario, acabados y tejidos.

Para el mobiliario lo ideal es la madera porque favorece que fluya la energía y para los acabados elige materiales naturales evitando barnices sintéticos o los aglomerados.

Para zócalos o alfombras están indicadas las fibras naturales. En la pared puedes utilizar fibras como yute o sisal en tonos naturales combinados con un friso de madera. Debes huir de las moquetas ya que retienen gran suciedad y ácaros, pero si son aconsejables las alfombras naturales en un lateral de la cuna o cama y a los pies de una butaca de lactancia por ejemplo. Lo ideal para los dormitorios infantiles es el algodón.

Para la ropa de cama o cuna y para las cortinas y complementos elige siempre fibras naturales como el algodón.

DECORACIÓN

feng shui para habitaciones infantiles 8Norma básica: “Menos es más”. Así que no llenes la habitación del niño con elementos decorativos, juguetes y muñecos porque restan energía al niño. Dentro de la cuna no coloques nada ya que la cabeza del niño debe estar “despejada”.
Deberás ir adaptando la decoración de la habitación a la edad del niño ya que aquellos objetos demasiado infantiles para él detienen simbólicamente su crecimiento.

DISTRIBUCION

feng shui 3

La cuna o la cama deben estar alejadas de la puerta. Lo ideal es situarlas en una pared que esté ubicada donde el niño o el bebé pueda veros cuando entráis en la habitación. Eso le hará sentirse protegido y querido.

La cabecera debe estar apoyada en una pared sólida por la que no haya tuberías ni cables. Debes evitar colocar los pies del bebé hacia la puerta y nunca debe ponerse debajo de una ventana.

La butaca de lactancia es lo más aconsejable ya que para el feng shui amamantar al bebé en su habitación es ideal ya que el bebé así estará muy tranquilo.

Los primeros meses es aconsejable una minicuna o moisés para que no se sientan perdidos.

ILUMINACIÓN Y VENTILACIÓN

Es fundamental que la habitación reciba toda la luz natural posible. Las cortinas o persianas te ayudarán a regular la intensidad de luz que entra en la habitación, de acuerdo a las necesidades del momento. La iluminación será equilibrada y cálida, ni demasiado tenue ni excesivamente brillante.

La temperatura será agradable, ni demasiado caliente ni tampoco excesivamente fría y siempre estará bien ventilada.

Los muebles serán sencillos para facilitar la limpieza.Es importante mantener la habitación limpia y ordenada para que circule el aire. El desorden está en contra de los principios del feng shui.

Eso es todo por hoy. ¿Te ha resultado interesante? Se es así, ya sabes, ¡compártelo!

¡Hasta el próximo post!

Vía

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.